“Lo que se hereda no se hurta”, tras las huellas del cineasta dominicano Óscar Torres


Santo Domingo
. La joven directora Victoria Linares iniciará este noviembre el rodaje de la obra de no ficción “Lo que se hereda no se hurta”, un trabajo que busca rescatar la vida del cineasta de docuficción dominicano Óscar Torres (1931-1968). 

 

La filmación, que tendrá lugar en Puerto Rico, Italia, Cuba y República Dominicana es una investigación sobre Torres, un realizador cinematográfico local, y su obra socialista poco conocida en nuestro país. 
 
“Es una carta de amor al cine, a las reconstrucciones del imaginario y al pensar político de la manera de hacer cine”, comenta Linares, quien gracias a un video reportaje descubrió que Torres, director de la cinta “Realengo 18”, es un familiar lejano suyo. 
 
Esta cercanía consanguínea con Torres es algo que su familia directa no ha podido confirmar, por lo que utilizando la magia que ofrece el cine, Victoria recreará en “Lo que se hereda no se hurta” aquello que se le oculta de su colega antepasado, incluyendo su sexualidad, para entrelazar sus historias íntimas. 
 
Linares, cuyo cortometraje “Cállate niña” obtuvo el premio del público en Amor Festival Internacional de Cine LGBT+, en Chile, usará en este largometraje las técnicas narrativas del stop motion, entrevistas, reinterpretaciones, materiales de archivo y su reconocido ojo queer. 
 
En este viaje la guionista y directora se desplazará a Italia, país en el que Torres estudió cine y vivió romances, va tras su pista en archivos de Cuba, Puerto Rico y RD, y habla con periodistas, biógrafos, familiares, conocidos y cineastas de la época de Torres, en un viaje casi persecución que ella explica como “un retrato de ambos que se confunde en una especie de borrachera, donde la narradora no sabe si es Victoria o es Óscar”.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario