La Fiesta Roja que unió a los artistas dominicanos

Miriam Cruz, Alex Matos, Diomedes, Silvio Mora, Dioni Fernández, Peña Suazo, Eddy Herrera y Krisspy, juntos por las Olimpiadas Especiales

Santo Domingo, República Dominicana. - La Fiesta Roja pro recaudación de fondos para los atletas de las Olimpiadas Especiales fue un éxito rotundo, tanto en asistencia como en la organización gracias a la propuesta musical a cargo de Ericko Zapata fundamentada en un concierto de varios artistas que supieron deleitar a los presentes en Hard Rock Café Blue Mall. 

El primer artista en subir a tarima fue Diomedes, quien con su trayectoria y estilo particular encendió la fiesta, interpretando sus más conocidos éxitos y contagiando a todos con su originalidad y mezcla de ritmos afroantillanos.

Dioni Fernández con el quipo, continúo amenizando la velada poniendo a bailar a todos los presentes con sus merengues bien montados gracias a la extraordinaria banda que le acompañó.


Eddy Herrera también dijo presente durante la noche, en compañía de los músicos de Dioni Fernández, que luego prosiguió como banda de acompañamiento de los invitados.

El intérprete de “Pégame tu Vicio” supo armonizar, conectando con el público toda vez que despachaba sus interpretaciones, con la elegancia y decencia que le han valido el sobrenombre del galán del merengue.

Peña Suazo, destiló sabor cuando le tocó su turno, impregnando de alegría la sala con su merengue derecho y bien articulado, poniendo a bailar a los presentes con temas como “Dios me tiene a mi lo mío”.

La fiesta Roja continuó con Alex Matos y sus éxitos “Si Entendieras” y “Lo Malo se Va Bailando”, dando continuidad a una velada que prometía desde el inicio una experiencia de alegría plena.

El cierre de la noche estuvo a cargo de las actuaciones de Silvio Mora, Miriam Cruz y Krisspy, quienes por separado hicieron un significativo aporte con su música en una muestra de apoyo que dejó clara la solidaridad de la clase artística dominicana con las causas más nobles.

Destacable la participación de Domingo Bautista en la animación, quien con su colorido y chispeante personalidad, cual poeta de la animación, no permitió que decayera el ánimo, teniendo en Juan Esteban de la Rosa un aliado y apoyo idóneo. Josema Rodríguez, Dahiana José y Adderlin Betances también estuvieron muy acertados en la animación de tarima.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario