Liderazgo en Tiempos de Globalización.

By Milciades Ventura Lembert

Nos encontramos viviendo una época  de innovación constante, producto  del proceso de la globalización, que se encarga de generar  una interconexión de alcance mundial en materia política, económica cultural, tecnológica… Pero hay algo importante a señalar de este proceso, y es  que  entre ventajas y desventajas palpables, se encuentra en un estado indetenible, por lo que es de sabios no resistirse a los cambios.

Es por ello que el nuevo liderazgo, debe estar llamado a la adopción de un pensamiento global, que lo haga competente en materia personal, social y cognitiva, en vista de que para lograr influenciar a los demás en el siglo XXl, no basta la motivación, ni asumir el liderazgo en su estilo formal (Dígase ejerciendo algún papel de gerencia  en una empresa, en calidad de maestro, etc.), también es necesaria  la vinculación real del colectivo, con el alcance del objetivo final, y no hay otra forma de lograr esto, sino con la empatía. En esta sociedad de la información y la comunicación, las competencias de un líder deben de ser mayores que nunca, en razón de la competitividad que emerge de la interconexión mundial y de una población más demandante en todos los ámbitos, por lo tanto, el líder debe ser un espejo en el cual todos desearían reflejarse.

Hay ciertas actitudes que todo líder del siglo XXl debe poseer, como lo son las siguientes: 

Desarrollo de  un Pensamiento Global

Es importante expandir la visión, en el entendido de que debido a las  rupturas fronterizas que posibilitan el abrazo de todo un mundo, las acciones ejecutadas deben revestirse de las condiciones pertinentes, de cara a la adaptación de manera rápida en un entorno externo tan diversificado, extenso  y cambiante.

Capacidad de Emprendimiento

El emprendimiento es  clave en estos tiempos, pues la sociedad va detrás de lo innovador, por lo tanto los proyectos desarrollados deben ejercerse con esfuerzo y haciendo frente a las dificultades. El líder emprendedor debe estar en la condición de ejercer un liderazgo fresco, creativo, generador de cambios y transformaciones.  

Aptitud de Comunicación

Ser apto en aspectos referentes a la comunicación, es imprescindible, puesto que el liderazgo del siglo XXl, llama a sus actores a ejercer una comunicación fluida y con fundamento, para ello es clave el manejo de información  en materia social, política y económica de nuestra nación y del mundo, adherido a esto, debe  poseerse una cultura general que apoye nuestros argumentos,  y así lograr la empatía del colectivo. La comunicación de estos tiempos va más allá de lo verbal, en el entendido de que “Todo comunica”,  el líder del siglo XXl, debe estrechar la relación entre lo que quiere ser y lo que realmente es; esto es sumamente importante, pues el principio de transparencia y autenticidad,  es algo que los demás  empiezan  a tomar en cuenta a la hora de unirse a un proyecto. 

Otra cosa primordial a tomar en cuenta en este ámbito, es el lenguaje corporal, que no es más que el utilizado en nuestros movimientos del cuerpo, en el uso de determinadas posturas, incluso en nuestros gestos y estos son emisores de información sobre la realidad de nuestros pensamientos y emociones; también es otra manera de comunicar.

Además es indiscutible asumir el “Personal Branding” que se traduce al castellano en “Marca Personal”, a lo que se refiere este término es, a hacer del individuo una marca en la cual todos se vean identificados y se sientan marcados de alguna manera. Al igual que se hace con las marcas comerciales, la persona que desea este fin,  debe incurrir en un proceso de desarrollo, fomento, transmisión, originalidad y cuido, de cara a lograr el mayor éxito posible. Es necesario que el actor explote sus habilidades al máximo, para tener la capacidad de  destacar en algo, y debe auxiliarse del “Marketing Digital” para el desarrollo de estrategias de comercialización a través de los medios digitales.

Habilidades para la Resolución de Conflictos

Un conflicto es una situación en la que se genera confrontación debido a intereses distintos de las partes involucradas en el mismo. Los conflictos son inherentes a la persona, en tal sentido no pretendemos que un líder deje de tenerlos, por su condición de influencia y de trato constante con personas de diferentes credos e ideologías, se verá envuelto en muchas situaciones; lo que sí es necesario en un líder del siglo XXl,   es la utilización de la figura de la "Mediación”, como método para la resolución positiva de los conflictos, buscando así, fortalecer relaciones y corregir debilidades.

Para el desarrollo de un liderazgo sostenible en estos tiempos de globalización, es necesaria la adopción de muchas más estrategias, actitudes y condiciones que las planteadas, sin embargo estas pautas nos podrían servir como referencia a la hora de desarrollar un liderazgo, de cara a esta era de innovación.



Milciades Ventura Lembert
Director Ejecutivo 
Fundación Propósito Social
Premio Nacional de la Juventud

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario